Páginas vistas en total

lunes, 9 de julio de 2012

Políticas de juventud, tururú.


La Crisis se ha llevado por delante muchas políticas sociales, entre ellas las políticas de juventud, demostrando así que los políticos si no tienen presupuestos a manos llenas no saben hacer política. En otros sectores no sé cómo se podría desarrollar esta cuestión, en juventud creo que sí, o al menos lo intento.


En la mayoría de administraciones públicas son cientos los funcionarios técnicos de juventud  que, o están mano sobre mano o dedicándose a otras cosas que nada tienen que ver con jóvenes (sobre todo en Ayuntamientos pequeños) o directamente se tiran de los pelos por ver la desidia existente en este tema y a la espera de que haya de nuevo dinero para hacer grandes jornadas y congresos: si no hay foto no hay política.

Los departamentos de juventud se mantienen con aquellas actividades que se costean con fondos procedentes del estado o de la Comisión Europea. Las ayudas de las obras sociales de las cajas de ahorros también se acabaron.

Lo demás, a la mierda.

En estos treinta años de políticas de juventud es sin duda la peor noticia. Se ha truncado todo sin una mísera explicación por parte de los políticos dando por asumido que el ciudadano joven o sabe porqué se ha acabado lo que estaba haciendo o es tan tonto que no necesita explicaciones.

La rimbombancia que se le daba a las políticas de juventud durante los años ochenta y noventa, incluso a principios de los dos mil, no se corresponde con el abandono que comenzó hace seis años. Concretándose en los últimos dos el cierre por derribo.

En juventud también se ha derrochado y mucho. Tendríamos que pasar un filtro por todas las acciones realizadas y veríamos que salvo aquellas actuaciones estables en el tiempo con usuarios directos y con objetivos que se van cumpliendo junto con los programas de información y asesoramiento juvenil que tengan un efecto directo en la información de los jóvenes, también hay mucho fuego artificial sin ninguna repercusión social para las personas jóvenes y da la casualidad que lo más caro son los artificios. Claro, ahora cualquiera hace política sin un duro.

Las políticas de juventud nacen con el deseo de intentar socializar al joven a través de actividades socioculturales y de ocio, de formación en el tiempo libre, de promoción del asociacionismo y la puesta en marcha de centros juveniles, porque en definitiva esas eran las competencias que tenían las administraciones autonómicas en  materia de juventud. Los temas serios: vivienda, sanidad, empleo, educación, eran para que los llevaran gente seria.

Años después se formularon nuevas políticas que promovían la autonomía, movilidad, creatividad, experimentación y fomento de la ciudadanía en los jóvenes. Políticas afirmativas se llamaban. Y las cosas serias, por supuesto, seguían con la gente seria.

Lo lógico entonces, tanto para las políticas integrales como las afirmativas, es que se crearan organismos que pudieran ejercer la coordinación en todos los departamentos que trabajaran en juventud. Sí, pero no. Se crearon y nunca sirvieron para nada porque somos incapaces de ver más allá de nuestra responsabilidad directa y no  como un conjunto de servicios al ciudadano que, al fin y al cabo, es el principio y fin de la labor de un funcionario, sea por oposición o  político.

También contribuyó el poco peso político de los departamentos de juventud y de su responsable en el partido de turno. Sabemos que, en general, los responsables de estos departamentos empiezan ahí su carrera y todavía les queda por hacer mucha mili y mucho callarse ante los mayores.

En este panorama caótico duele aún más que lo poco que se hace carece de visibilidad, incluso la gente que se mantiene como organización, sin ningún tipo de ayudas, no recibe de la administración ni siquiera el contacto.

Desde mi humilde posición ofrezco unas ideas para poder seguir haciendo políticas de juventud. Espero que a algún político le pueda servir, al menos, de reflexión que al fin y al cabo es el propósito de este blog.

  1.  Pon a los funcionarios a trabajar. Aquellos que al cerrarse los programas que coordinaban y no tienen trabajo estable han de ponerse las pilas y ejercer su labor. Sin ellos es imposible hacer nada. Se acabaron los tiempos de las contratas.
  2. Tú, a hablar con la gente, a promocionar el encuentro y el debate, a dar explicaciones y a pelearte con tus jefes.
  3. Las organizaciones, las de verdad, las que todavía hacen cosas y no necesitan de la administración para sobrevivir como puedan, ayúdalas a volver a la calle, a que las vean y hacer saber que, pese a todo, siguen vivas.
  4. Ahora no hay un duro. Pero por fuerte que sea la crisis  saldremos en dos, cuatro, diez, veinte años o los que sean, pero iremos adelante. Y hay que estar preparado. Preparémonos. Si no lo hacemos, cuando lleguen otra vez las vacas medio gordas, repetiremos el mismo error.
  5. Pon los elementos para volver a poner a la gente en común. Busca el encuentro y que los jóvenes puedan manifestarse. Con lo aprendido en esta crisis pueden pensar de forma reflexiva qué políticas de juventud quieren para el futuro, sino para ellos, para sus hijos. Rescata lo poco que queda y dale protagonismo. Intentar volver al espíritu del Projecte Jove de Barcelona. Pensar y movilizar también es hacer política.
  6. Dale la máxima visibilidad a todo lo que se hace en juventud, sea tuyo o de asociaciones o colectivos juveniles. Pon a esos periodistas a currar y que den difusión de las iniciativas que existen.
  7. Apoya a las organizaciones que han demostrado estar ahí siempre. Dales vida, si no hay dinero sí hay instalaciones que puedes dejar gratis, facilitar permisos municipales, acceso a los materiales que la administración no utiliza y tienen almacenados con dos dedos de polvo.
  8. Busca gente de reconocida solvencia en cada ámbito, no al más tonto del partido, que junto con un equipo de funcionarios pueda ejercer una mínima coordinación entre todos los departamentos que realizan acciones dirigidas directa o indirectamente a las personas jóvenes.
  9. Cuando tengas dinero no montes unas jornadas para mayor gloria tuya, llama a las asociaciones y diles que colaboren contigo en la organización y que tú asumes los gastos. Que sean ellos quienes elijan el tema y los objetivos.
  10.  Planifica a largo plazo y que los técnicos salgan a ver a la gente, recojan opiniones de personas que sepan de qué va la cosa, que entrevisten al mayor número de jóvenes organizados, que convoquen encuentros y mesas de trabajo de distintas temáticas y que todo el mundo que lo desee pueda dar su opinión de cómo quieren que sean las políticas de juventud. En tiempos de crisis somos más realistas y seguro que se aportarían ideas desde el sentido común.
  11.  Por favor, ordena ya de una vez lo de juventud y su ubicación. Si nadie se  pone de acuerdo, que decidan los jóvenes si quieren o no quieren un departamento de juventud específico o si prefieren un técnico de juventud en los distintos departamentos donde vayan a solucionar temas.
  12.  Cumple. No hagas lo de siempre.  Si vas a tener a la gente movilizada durante un tiempo luego tendrás que romperte los cuernos para cumplir lo que te han pedido y si no puedes, al menos muere en el intento o lo que es lo mismo, dimite, por rara que te parezca la expresión.
Como veis no he incluido nada sobre las TICS  a propósito porque en las redes sociales si están casi todos los departamentos de juventud, con mejor o peor acierto. Y sí, hay que darles  protagonismo en el proceso y como herramienta es única pero es sólo eso, una fantástica herramienta. Los contenidos es otra cosa y esos los dan las personas. Y no vaya a ser que nos entretengamos mucho con el juguetito y olvidemos lo principal: los contenidos que hay que meter en el juguetito.

8 comentarios:

  1. Olé. Ojalá pudiera darte mi nombre pero no puedo por mi trabajo. Justo eso es lo que estoy observando donde curro pero creo que es imposible hacer nada con la voluntad de algunos.

    Enhorabuena por la entrada.

    Capitán.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Capitán por tu comentario y espero que la sangre no llegue al río aunque las cosas no están para muchas bromas. Y sí, me temo que el tema de las voluntades es uno de los problemas.
      Saludos.

      Eliminar
    2. Felicidades por tu reflexión.

      Associació Catalana de Professionals de les Polítiques de Joventut (AcPpJ)

      Eliminar
    3. Gracias a vosotros por leer este blog y por la valoración.

      Eliminar
  2. Lo importante de cualquier reflexión es dar ideas a quien no se le ocurren o no las quiere llevar a la práctica y, no será porque no lo dejes bien clarito... ¡Buen post!

    ResponderEliminar
  3. Gracias @caordas por tu comentario. Esa es la idea, intentar aportar algo. Besos.

    ResponderEliminar
  4. Comparto tu visión totalmente. Soy técnico de juventud de un municipio desde hace más de 15 años. He visto desfilar toda clase de políticos, y la realidad es que prometen mucho en sus campañas electorales respecto a los jóvenes, pero al final somos los técnicos los que tenemos que perseguirles, hacer de psicólogos, de moscas cojoneras, con perdón de la expresión, para convencerles de lo importante que es trabajar con los jóvenes porque en sus manos está nuestro futuro y porque se merecen oportunidades para desarrollarse como personas.
    Quería aprovechar este foro para compartir la situación que estoy viviendo en la actualidad y para pedir ayuda a gritos!
    Me han encargado redactar por fin el I Plan Integral de Juventud, por fin!!! Pero mi sorpresa es que me dan 3 meses para hacerlo y sin recursos externos, es decir, yo solita conmigo misma.
    Les explico que tenemos que hacer aunque sea un pequeño estudio de las características de la población juvenil del municipio, que tenemos que reunirnos con los jóvenes, con los agentes sociales implicados, con los técnicos de otras concejalías etc.
    En fin, estoy buscando técnicos de juventud, profesores de universidad, expertos en la materia... que me puedan enviar un breve resumen indicando sólo tres o cuatro cosas: Cuánto tiempo han tardado en redactar el Plan de Juventud, cuántas personas lo han elaborado, si han contratado alguna empresa externay en su caso cuánto presupuesto tenían para este fin.
    Sé que todo el mundo está muy ocupado, pero por Dios o por quién sea, alguien me puede ayudar a convencer a estos cenutrios de políticos que lo que puedo hacer en 3 meses no va a servir para nada???
    Me siento como si le encargaran a un arquitecto hacer una casa en un mes, eso sí, si luego no tiene ni luz, ni puertas, ni agua... les da igual. Sólo se trata de un compromiso electoral que tienen que cumplir presentando un documento, firmado por mi claro, para poder decir que tenemos un Plan de Juventud. Ayudaaaa por favor!!! Mi correo personal es alalia9@hotmail.com Lógicamente no puedo decir el Ayuntamiento por miedo a represalias. Mil gracias al que me dedique unos minutos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estimada anónima:
      Gracias por participar en este blog:
      En primer lugar te adjunto una guía para elaborar planes municipales de juventud que se realizó en la Región de Murcia hace un par de años y no está nada mal.
      En segundo lugar, apoyándote en este u otros documentos, decirle a tu Concejal que un plan de juventud no es una semana joven y que implica otras cosas ya que puede ser muy bonito cuando lo presentas pero si no haces nada de lo que te comprometes puede volverse en su contra, ya que la responsabilidad es suya.
      Además, te aconsejo que te valgas de los jóvenes más participativos de tu municipio así como de asociaciones y colectivos para que ellos digan lo que quieren. Esto es fundamental y te dará apoyos y, al menos, que el documento ponga lo que quieren los jóvenes. Pero en ningún caso, será un plan de juventud. Este requiere que se analice la situación de los jóvenes, que se estudie todo lo que hace el Ayuntamiento destinado directa o indirectamente con los jóvenes y que se abra un proceso de consulta con ellos y con el resto de organizaciones del municipio. Sin esas premisas no hay plan de juventud que valga.
      Suerte en el intento y espero poder haberte ayudado.

      http://estaticojuventud.carm.es/wmj/publicaciones/1_201004161245137_GUIA_PLAN_AYUNTAMIENTOS_OBSERVATORIO.pdf

      Eliminar

Este es un lugar para reflexionar, dialogar y exponer. Utilizalo como tal.